Nuestro negocio en Europa Central es un poco diferente del resto de los negocios, algo por otro lado normal cuando cruzas las ricas fronteras culturales del continente. Trabajar en nuestro equipo europeo te permite disfrutar de la sensación de una pequeña empresa emergente con el respaldo y las aspiraciones de una gran multinacional. Con una oficina central en Dusseldorf, con el apoyo de oficinas clave en Lyon y cientos de tiendas de retail, en cualquier lugar de Europa Central hay un gran empleo esperándote.